EL SILBO GOMERO

El lenguaje silbado de La Gomera es una manifestación prehispánica que se ha venido transmitiendo de maestros a discípulos durante siglos y que ha sido declarado Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad por la UNESCO.

Este lenguaje reproducía, mediante un silbo de gran potencia, la lengua que hablaban los aborígenes canarios para comunicarse entre grandes distancias, hasta cinco kilómetros en buenas condiciones climatológicas, en los terrenos escarpados de las Islas.

El silbo reemplaza las vocales (entre dos y cuatro, según los emisores) mediante la afinación (altura del silbo) y genera solo cuatro consonantes, de tal manera que el emisor traduce de forma reduccionista los fonemas a silbo. Se trata, por consiguiente, de un sistema sustitutivo reduccionista, lo que dificulta su aprendizaje. En la actualidad los gomeros silban el castellano, pero podrían silbar cualquier idioma ya que el silbo, en realidad, reinterpreta y sustituye los fonemas.

Se trata del único lenguaje silbado en el mundo plenamente desarrollado y practicado por una comunidad realmente numerosa. El silbo es asignatura obligatoria en las escuelas desde 1999, consiguiendo que este medio de comunicación lo entiendan todos los jóvenes de la Isla y que así no se pierda como ha ocurrido en las otras islas.

Esto ha sido posible gracias al trabajo infatigable de personalidades como Isidro Ortiz Mendoza, maestro de silbo y del tambor gomero, fundador de Los Magos de Chipude, artesano y Premio Canarias de Cultura Popular en 2009, que ha venido colaborando con Artenara casi desde sus inicios hasta la actualidad.

El silbo se utiliza también en fiestas, incluidas las de carácter religioso como las ‘bajadas’, procesiones dedicadas a la Virgen o a Santos patronos de los municipios.

EL SILBO GOMERO

El lenguaje silbado de La Gomera es una manifestación prehispánica que se ha venido transmitiendo de maestros a discípulos durante siglos y que ha sido declarado Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad por la UNESCO.

Este lenguaje reproducía, mediante un silbo de gran potencia, la lengua que hablaban los aborígenes canarios para comunicarse entre grandes distancias, hasta cinco kilómetros en buenas condiciones climatológicas, en los terrenos escarpados de las Islas.

El silbo reemplaza las vocales (entre dos y cuatro, según los emisores) mediante la afinación (altura del silbo) y genera solo cuatro consonantes, de tal manera que el emisor traduce de forma reduccionista los fonemas a silbo. Se trata, por consiguiente, de un sistema sustitutivo reduccionista, lo que dificulta su aprendizaje. En la actualidad los gomeros silban el castellano, pero podrían silbar cualquier idioma ya que el silbo, en realidad, reinterpreta y sustituye los fonemas.

Se trata del único lenguaje silbado en el mundo plenamente desarrollado y practicado por una comunidad realmente numerosa. El silbo es asignatura obligatoria en las escuelas desde 1999, consiguiendo que este medio de comunicación lo entiendan todos los jóvenes de la Isla y que así no se pierda como ha ocurrido en las otras islas.

Esto ha sido posible gracias al trabajo infatigable de personalidades como Isidro Ortiz Mendoza, maestro de silbo y del tambor gomero, fundador de Los Magos de Chipude, artesano y Premio Canarias de Cultura Popular en 2009, que ha venido colaborando con Artenara casi desde sus inicios hasta la actualidad.

El silbo se utiliza también en fiestas, incluidas las de carácter religioso como las ‘bajadas’, procesiones dedicadas a la Virgen o a Santos patronos de los municipios.

En Artenara hemos utilizado el silbo de dos formas distintas: como elemento sonoro por su propia belleza intrínseca y como sustitutivo del canto. Como ejemplo de esta última forma tenemos los ejemplos de los temas que componen el trabajo denominado Junonia Minor y que está dedicado a la isla de La Gomera.

En los vídeos que se encuentran debajo de estas líneas se puede escuchar el silbo a la vez que leer los poemas que interpreta.

DESCARGA EL SILBO PARA TU MÓVIL

Si quieres que tu móvil te avise con un silbo original de Artenara puedes hacerlo desde el siguiente enlace…

POEMA SILBADO PARA TU MÓVIL

Las estrellas son siete.

Los dorados faros nueve.

Innumerables las ostras blancas

tras de las rocas.

Pero mi solitario empeño

es solo uno.

En Artenara hemos utilizado el silbo de dos formas distintas: como elemento sonoro por su propia belleza intrínseca y como sustitutivo del canto. Como ejemplo de esta última forma tenemos los ejemplos de los temas que componen el trabajo denominado Junonia Minor y que está dedicado a la isla de La Gomera.

En los vídeos que se encuentran debajo de estas líneas se puede escuchar el silbo a la vez que leer los poemas que interpreta.

DESCARGA EL SILBO PARA TU MÓVIL

Si quieres que tu móvil te avise con un silbo original de Artenara puedes hacerlo desde el siguiente enlace…

POEMA SILBADO PARA TU MÓVIL

Las estrellas son siete.

Los dorados faros nueve.

Innumerables las ostras blancas

tras de las rocas.

Pero mi solitario empeño

es solo uno.

EJEMPLOS DE ARTENARA CON SILBO

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies